3 comentarios

Sitios bonitos: Shakespeare and Company, París.

Después de la obligada visita a Nôtre Dame de París no puedes irte sin cruzar el río hasta la Rue de la Bucherie en el Barrio Latino, donde se encuentra Shakespeare and Company. Fundada por George Whitman en 1951 con el nombre de Le Mistral, luego lo cambió por el de Shakespeare and Company en homenaje a la librería de Sylvia Beach que cerró durante la ocupación alemana.

Desde sus orígenes, la librería ha sido siempre más que un lugar donde comprar una novela. Sirvió como hogar de forma temporal a escritores que no tenían donde quedarse. George Whitman llamaba a estos sus tumbleweeds (“plantas rodadoras”), con lo que la librería pasó a conocerse como el Hotel Tumbleweed con el lema “Give what you can, take what you need” (Da lo que puedas, coge lo que necesites). Esta filosofía de vida todavía permanece.

La planta de abajo es la librería y la de arriba sirve como biblioteca. Hay un piano, que cualquier visitante está invitado a tocar mientras el resto lee o deja una nota mecanografiada en las paredes abarrotadas. También hay una sala en la que se organizan pequeños seminarios a los que todo el mundo está invitado a acudir. Hay pocos lugares que conserven una esencia auténtica y este es claramente uno de ellos.

Cada esquina puede ser mágica. Ésta es una más, o tal vez no :)

Read me in English.

Anuncios


2 comentarios

La promenade

Pues este sin duda será uno de los paseos más recordados de mi vida: 5,8 km (según google maps) de pura esencia parisina. Le bonheur, mes amis!

  • Punto de partida: Arc de Triomphe, Place de l’Étoile
  • Lugar de llegada: Catedral de Nôtre Dame, Île de la Cité. 
  • Recorrido: bajada por los Champs Élysées disfrutando los escaparates de las tiendas mejor situadas de la ciudad y, por qué no, entrando en alguna que otra; llegada a la Plaza de la Concordia con alto en el camino para comprar un crêpe y disfrutar de la genialidad de los egipcios en pleno corazón de Europa; cruzar les Tuileries saltando entre charco y charco; llegada al Museo del Louvre por la entrada de la Pirámide; caminata hasta cruzar el puente a la isla y llegada al destino final :D.

Opinión: más que recomendable (o sea, hacedlo!).

Notas: a tener en cuenta los horarios de Nôtre Dame.

Read me in English


2 comentarios

Paris je t’aime

París, capital de Francia. Acoge a jóvenes soñadores y mata a viejas glorias. Ernest Hemingway dijo una vez que “si tienes la suerte de haber vivido en París de jóven, entonces se quedará contigo dondequiera que vayas el resto de tu vida”. También lo supo mucho antes Enrique IV en el siglo XVI cuando dijo aquello de Paris vaut bien une messe, y todo el mundo debería saber que Siempre nos quedará París. Al menos yo lo sé.

He tenido la suerte de estar en París este fin de semana con amigos, gracias a Manu por acogernos en su apartamento, y ha sido tan estupendo como las últimas tres veces que he estado (o tal vez cuatro). Esta vez ha sido un viaje mucho más express pero disfrutado de otra manera.

Los imprescindibles de este viaje han sido la Torre Eiffel, los Campos Elíseos, los jardines de las Tullerías, el Palacio del Louvre, la Cité y Nôtre Dame y Montmatre.

Read me in English